Administración financiera

¿Cómo hacer un presupuesto personal?

PresupuestoPersonal

Tener un registro de cada gasto que haces, así como de cada peso que obtienes, puede ser de gran ayuda para cumplir tus metas, pero si no sabes por dónde empezar aquí te explicamos cómo hacer un presupuesto personal que te ayude a lograr tus objetivos y también para sanear tus finanzas personales.

El llevar un orden en tus finanzas es de suma importancia para no caer en problemas de sobreendeudamiento, que, a su vez, te causen más problemas, como líos legales con tus acreedores y presiones que puedan incidir hasta en tu salud.

Sin embargo, para tener este orden es necesario realizar un presupuesto personal, para lo cual una duda recurrente cómo empezar. No te preocupes si no sabes cómo dar el primer paso, aquí te explicamos.

Paso 1: Suma tus ingresos

Para comenzar con la elaboración de tu presupuesto, el primer paso que debes hacer es hacer una suma de todos tus ingresos, que puede ser tu salario, alguna retribución extra por alguna actividad que realices, el apoyo que te puede dar tu pareja, entre otros.

Este paso es importante porque sin identificar todos tus ingresos no puedes elaborarte un presupuesto personal y por ende no puedes saber qué necesitarías para alcanzar tus metas financieras.

Paso 2: Identifica y suma todos tus gastos.

Toda persona en esta vida tiene que hacer gastos, ya sea para su alimentación, ropa, transporte, pago de servicios y algún que otro gustito. En este sentido, es necesario que en este paso identifiques en qué es lo que gastas, de preferencia durante el lapso de una semana, y una vez que tengas identificado cada gasto puedas sumar la cantidad de estos, el resultado será el monto total que requieres utilizar cada semana.

Paso 3: Conoce tu capacidad de ahorro.

Una vez que hayas realizado los dos primeros pasos, lo que tienes que hacer es una simple ecuación: Al total de tus ingresos resta el monto de tus gastos. Por ejemplo, si tus ingresos quincenales son de 2,000 pesos y tus gastos en ese periodo equivalen a 1,000 pesos, el resultado serían 1,000 pesos.

Esos 1,000 pesos sobrantes serían tu capacidad de ahorro.

Paso 4: ¿Percibes tu meta bastante lejos? Realiza algunos ajustes.

Posiblemente veas tu capacidad de ahorro, que es el resultado de la resta entre tus ingresos y gastos, no sea lo suficiente para alcanzar tu objetivo financiero; sin embargo, en esta fase, puedes hacer unos ajustes, eliminando aquellos desembolsos innecesarios como pueden ser, la compra del café del día, el postre después de la comida, entre otros.

Es importante que previo a esta etapa analices tu capacidad de ahorro y seas disciplinado para no caer en tentaciones que vayan en detrimento de tu bolsillo. Para esto la Condusef sugiere los siguientes pasos:

  • Piensa antes de realizar una compra.
  • Destina una parte de tu ingreso mensual al ahorro.
  • Fíjate presente una meta.
  • Sé organizado.
  • Resiste la tentación a realizar compras compulsivas.
  • Busca oportunidades para reducir gastos.
  • No gastes más de lo necesario.

Ahora, es necesario que busques mecanismos formales de ahorro, ya que, si lo haces de manera informal, como puede ser debajo del colchón, podrías correr un riesgo al dejar ese dinero que es parte de tu esfuerzo expuesto a cualquier eventualidad.

Recuerda que entre las opciones de ahorro que te ofrecen las entidades financieras formales tienen un seguro de depósito que cubre tus recursos hasta cierto monto. Por ejemplo, en los bancos la protección es de hasta 400,000 Udis, es decir cerca de 2.5 millones de pesos, y en entidades de ahorro y crédito popular es de hasta 25,000 Udis, que actualmente son cerca de 160,000 pesos.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera, también conocida como ENIF.gob 63% de la población utiliza el ahorro para afrontar la insuficiencia de sus ingresos mensuales.

Paso 5: Utiliza las herramientas a tu alcance

Posiblemente hacer un orden para crear tu presupuesto financiero lo veas como algo muy complicado, pero no te preocupes, esto puede ser sencillo si utilizas las herramientas que están a tu alcance.

La autoridad financiera encargada de velar por los intereses de los usuarios de servicios financieros, que es la Condusef, ha puesto a disposición del público en general un Planificador de Presupuesto Personal y Familiar, donde sólo necesitas ingresar información sobre tus ingresos y gastos y te ayudará a organizarte financieramente.

Una vez que hayas realizado todas estas etapas lo único que tienes que hacer es ser constante y disciplinado en seguir dicho plan, pues sólo así podrás acercarte a tus metas o incluso, cumplir tus obligaciones financieras como puede ser el pago de un crédito que te dé el impulso que necesitas para lograr tus objetivos.