Uncategorized

¿Cómo congelar mi deuda en Coppel? Esto es lo que debes saber 

Si llegaste hasta aquí, seguramente te encuentras en un momento económico complejo que te impide pagar tu crédito en Coppel. Debes saber que no eres el único, y lo importante de todo es buscar soluciones para no dejar deudas y cumplir con los compromisos adquiridos.

Como sabrás, dejar de pagar puntualmente una deuda en Coppel, provoca que se generen intereses que debes cubrir. Sin embargo, ante esa situación, ha surgido una duda entre los clientes de esta tienda departamental: ¿Cómo congelar mi deuda Coppel?

La inquietud llega precisamente ante la preocupación que, por la falta de pago, la deuda tome un efecto bola de nieve, en el que, a mayor tiempo, el monto por liquidar crezca y llegue un punto en el que se haga impagable.

Lo importante que debes saber es que Coppel brinda algunas alternativas para que, los clientes que se han atrasado por alguna situación, puedan retomar el control de su crédito.

¿Es posible congelar mi deuda en Coppel? 

Si bien como tal, Coppel no tiene un programa para congelar deuda, si cuenta con esquemas de apoyo al pago, que abren la oportunidad para que quienes tengan saldos vencidos, puedan ponerse al corriente de forma cómoda y evitar que los intereses crezcan exorbitantemente.

Concretamente, es importante mencionar que esta tienda departamental lanzó el esquema denominado Sana Tu Deuda. Con este programa, Coppel ofrece una alternativa para liquidar los montos pendientes que los clientes han dejado de cubrir.

El esquema consiste en un modelo de refinanciamiento, que tiene como objetivo que los clientes recuperen “los beneficios de su crédito”. De esta forma, Sana Tu Deuda ofrece a los interesados la posibilidad de liquidar su saldo pendiente con un descuento y en parcialidades.

De manera específica, con este programa, los clientes con adeudos pueden liquidar a través de un esquema en el que se contempla un primer pago de contado que cubra un porcentaje de la deuda, y el resto se difiere a 12 meses con una tasa de interés de 0 por ciento.

Este programa busca que los clientes puedan volver a utilizar su crédito una vez que se liquide el adeudo. Parte de los beneficios mencionados por la tienda departamental incluyen que el primer pago que se pide para entrar al programa, sea una cuota que se adecue a la realidad económica del titular del crédito.

Este programa está diseñado íntegramente para aquellos que tienen una cuenta en mora. Cabe destacar que para entrar a este esquema, es el mismo Coppel el que envía la invitación.

Otra opción que abre Coppel es la posibilidad de generar un convenio de pago. Mediante este formato, la tienda ofrece la opción de concretar un acuerdo para cubrir alguna cuota vencida en un plazo determinado.

La meta de este modelo, según explica la propia marca, es brindar un periodo que se adecue a la capacidad de pago de las personas, y así puedan cubrir las cuotas vencidas. Entre otras cosas, advierte Coppel, la intención es que los titulares del crédito mantengan sus beneficios.

Es importante señalar que, si no se cumple con el plazo acordado, continuará la generación de intereses por falta de pago. De esta forma, el incumplimiento se verá reflejado en el historial de crédito, además que se cierra la posibilidad de seguir usando la tarjeta de Coppel para adquirir artículos.

¿Qué pasa si no puedo pagar mi deuda Coppel?

Antes de adquirir un artículo con crédito Coppel, es importante ser consciente de las consecuencias que tiene el no pagar. Sobre todo, hacer un buen uso de la posibilidad que otorga esta tienda para adquirir productos.

En primera instancia, no cumplir con los pagos en las fechas indicadas traerá la generación de intereses, lo que implica pagar más dinero de los contemplado en un inicio.

Ahora bien, en caso de presentar problemas para cubrir los montos exigidos, es importante acercarse a Coppel. Esto, como medida para tratar de llegar a un acuerdo y cumplir con los saldos. Sobre todo, si el escenario que enfrentas es tal, que ya no den los ingresos para poder seguir pagando.

Recuerda que tanto bancos como tiendas departamentales, siempre estarán en la mejor disposición para tratar de encontrar soluciones de pago. No obstante, mostrar una actitud de impago solo provocará que las áreas de cobranza te busquen constantemente, y que crezca el riesgo de llegar a un embargo.

Lo importante de todo es dar un uso responsable al crédito Coppel. Entender que la línea de financiamiento que puede ofrecer no es dinero extra, y se deberá regresar. Y, en función de ello, adquirir artículos que no excedan la capacidad de pago.

Recuerda un dato importante: los especialistas recomiendan que el pago de todas las deudas vigentes no exceda el 30% del ingreso mensual de una persona.

Nos interesa leerte, déjanos tus comentarios.