Productos financieros

Tarjeta de crédito garantizada: ¿qué es y cómo tener una?

TarjetaDeCreditoGarantizada

Las tarjetas de crédito garantizadas son aquellos productos de financiamiento destinados a personas que buscan demostrar que son responsables ante un préstamo pese a tener una mala nota en el historial crediticio, pues se pide una cantidad como garantía para poder obtenerla, con el fin de dar seguridad a la institución acreedora de que se va a cumplir con el adeudo.

Si bien en la actualidad, muchas instituciones financieras ofrecen tarjetas de crédito, no todas las personas pueden acceder a ellas, principalmente porque el historial crediticio no es el más sano o adecuado para obtener este producto; sin embargo, esto no quiere decir que ya nunca se podrá conseguir este producto, pues existen opciones.

Una de estos recursos son las tarjetas de crédito garantizadas, las cuales se otorgan a personas que cuentan con un mal historial crediticio o que van a iniciar su vida financiera. Hay que tener en cuenta que para que una institución entregue un plástico, se tiene que estudiar la vida financiera de una persona para saber si conviene o no otorgarle este producto.

¿Cómo tener una tarjeta de crédito garantizada? 

Para obtener una tarjeta de este tipo, primero tienes que saber qué opciones hay en el mercado y saber con qué institución te conviene acceder a una. Una vez identificada a la entidad que provee este producto, se te pedirán algunos de los siguientes requisitos para poder obtenerla:

  • Comprobante de ingresos.
  • Garantía de un porcentaje de la línea de crédito.
  • Identificación oficial.
  • Comprobante de domicilio.

¿Cómo funciona una tarjeta de crédito garantizada? 

La forma en la que funcionan estas tarjetas de crédito garantizadas se basa en un depósito de garantía realizado por el usuario/cliente, el cual quedará de respaldo en caso de que el cliente no complete el pago total de lo gastado durante el periodo de facturación de la tarjeta de crédito.

La funcionalidad de este tipo de tarjetas es demostrarle a la entidad emisora de la tarjeta que el cliente es completamente capaz de manejar una tarjeta de crédito y, así, poder acceder a otros productos financieros que ofrecen las entidades bancarias, como créditos de un monto mayor o a productos más sofisticados como préstamos inmobiliarios o automotrices.

Las tarjetas de crédito garantizadas tienen cargos de IVA y anualidad, al igual que otro tipo de plásticos. Asimismo, la entidad bancaria se encuentra en la obligación de devolverle su depósito de garantía si el cliente cancela la tarjeta, siempre y cuando no existan adeudos.

Conoce sus ventajas y desventajas de la tarjeta de crédito garantizada

Una de las desventajas más marcadas en este producto es que sin depósito de garantía no hay tarjeta. Por lo que obtener tu línea de crédito demora el tiempo que tardas en ahorrar la cantidad solicitada por el banco, que va desde los 5,000 y hasta 15,000 pesos o más.

Al mismo tiempo, a este depósito se le suma una cuota por anualidad, la cual depende de la institución donde la tramitaste, además, este producto cuenta con tasas de interés más altas, pues existe un riesgo alto de incumplimiento de pago por parte de usuario o cliente.

La ventaja, si eres cumplido y responsable con el crédito, la institución que emitió tu tarjeta garantizada puede evaluar ofrecerte más de sus productos financieros. Asimismo, será un registro positivo para tu historial crediticio.

Dentro de los beneficios de este tipo de productos están los siguientes:

  1. Te da un margen de control de gastos.
  2. Puedes realizar compras de algún producto a meses con plazos de 3, 6, 9 o 12 meses. 
  3. Si incrementas tu línea de crédito, puede bajar la tasa de interés que se te cobra.

En el caso de México  Resuelve, empresa mexicana que trabaja para solucionar los problemas financieros de las personas, ofrece Check como tarjeta de crédito garantizada.

Para acceder a este producto, es necesario seguir los siguientes pasos:

1.     Registrate en el portal HolaCheck.

2.    Obtén tu contrato vía mail.

3.   Recibe tu tarjeta, donde previamente podrás abonar saldo a partir de 1,000 pesos o más.

4. Tu saldo se depositará en una cuenta regulada por la CNBV.gob  

5.  Comienza a usarla. El plástico lo puedes usar en cualquier tipo de compra en establecimientos o tiendas en línea.

Recuerda que una tarjeta de crédito garantizada es una muy buena opción para poder demostrar que pese a tener un mal historial, puedes manejar de manera responsable un producto de estas características.