Deudas

¿Qué es una tarjeta digital y es seguro utilizarla?

TarjetaCréditoDigital

El avance de la tecnología ha facilitado que gran parte de las compras que hacemos a diario no requieran el uso de efectivo. Al mismo tiempo, la necesidad de contar con medios de pago cada vez más seguros ha provocado que los bancos y otras instituciones financieras permitan transacciones sin la necesidad de que esté presente una tarjeta física en la operación.

Si ya usas la aplicación móvil de tu banco, es muy probable que ya tengas la opción de generar una “tarjeta digital”. 

¿Qué es una tarjeta digital? 

En términos simples, se trata de un medio de pago que se utiliza una sola vez como medida de seguridad para compras principalmente de comercio electrónico, y es generada de forma virtual por el banco y está aprobada para realizar un pago.

¿Cómo se generan las tarjetas digitales?

Actualmente, existen muchas opciones accesibles de este tipo de medio de pago tecnológico. La forma más básica es la que proporcionan los bancos, ya que se trata de tarjetas digitales ligadas a una tarjeta física; es decir, es un producto que está disponible en la aplicación de tu banco y está referenciado al plástico que regularmente utilizarías en la compra en un comercio o capturando sus datos de forma manual en una página oficial de alguna tienda o plataforma para realizar operaciones de comercio electrónico.

Como decíamos al principio, la principal virtud de este tipo de tarjetas es que se utilizan una sola vez, lo cual brinda mayor seguridad al momento de realizar un pago en canales digitales. Esto es muy importante si se considera que los fraudes a usuarios de tarjetas están al orden del día.

De acuerdo con el Buró de Entidades Financieras de la Condusef, al cierre del primer semestre de 2020, tres de cada 10 reclamaciones que hicieron los clientes contra los bancos, fueron por un posible fraude, con lo que te recomendamos utilizar este tipo de tarjetas para tener una experiencia segura y amigable en tus compras en medios digitales.

Requisitos para obtener una tarjeta digital:

En términos generales, los principales bancos solicitan información básica sobre sus clientes para obtener una tarjeta digital. El primer paso, es abrir una cuenta en la institución financiera, donde, regularmente, la persona interesada debe cumplir con estos requisitos:

  • Ser mexicano y mayor de edad
  • Contar con una identificación oficial vigente, que puede ser la credencial para votar o el pasaporte.
  • Número de teléfono móvil activo.
  • Correo electrónico.

Una vez que se abre la cuenta, se deberá descargar la aplicación del banco en el teléfono móvil, en la cual el usuario encontrará la opción para utilizar las tarjetas digitales. 

Es muy importante tomar en cuenta que en algunos casos, la apertura de cuenta tiene alguna comisión que debe pagarse a los bancos, con lo cual, se debe estar atento a esta información y considerar su costo.

¿Cómo funcionan las tarjetas digitales? 

En un principio puede escucharse complicado pagar con este tipo de productos. Sin embargo, la experiencia es muy similar al uso de las tarjetas de plástico comunes y corrientes:

  • Si vas a pagar algún producto en la página oficial de una tienda o en una plataforma electrónica, en la opción “medios de pago” se te pedirá capturar los datos de la tarjeta.
  • Ten lista la aplicación de tu banco en tu dispositivo móvil. La mayoría de los bancos han habilitado la opción “tarjeta digital” o “tarjeta virtual”.
  • Una vez que pulses esa opción en tu teléfono móvil, te aparecerá la imagen de una tarjeta, la cual tiene un número, fecha de vencimiento y otras características de las tarjetas tradicionales.
  • Captura los datos que te solicita la página de internet o la plataforma de comercio electrónico. Eso es igual a como lo harías con el plástico.
  • MUY IMPORTANTE. Cuando se te pida capturar el CVV (los tres números que están al reverso de la tarjeta), la aplicación te puede dar algunas opciones para obtenerlo: de forma directa o con la captura de un código, como medida de seguridad. 
  • El CVV tendrá una duración determinada, apenas unos minutos para que puedas utilizarlo. Este paso es primordial para evitar fraudes y garantizar una buena experiencia en compras digitales. 

Recomendaciones para utilizar la tarjeta digital adecuadamente 

No está de más que te recordemos algunas medidas de seguridad básicas para evitar que seas víctima de un fraude, En primer lugar, nunca compartas ningún dato sobre tus tarjetas o claves de acceso a cuentas o banca digital con ninguna persona. 

Recuerda también que las compras de comercio electrónico debes realizarlas en páginas autorizadas de las tiendas o plataformas oficiales. Duda de cualquier sitio de internet que no esté respaldado por una marca o empresa.

En la barra de direcciones de la página, debe de aparecer la imagen de un candado. Eso te garantiza que se trata de un sitio seguro.

Si recibes alguna llamada donde se te solicitan datos personales o información financiera, simplemente cuelga y comunicate con tu banco para conocer que no se haya presentado ningún cargo no reconocido en tus cuentas.

Evita compras innecesarias o impulsivas. Es muy importante que no caigas en problemas de sobreendeudamiento.