Deudas

¿Qué me puede hacer un despacho de cobranza 2021?

queNoPuedenHacerLosDespachosDeCobranza_ResuelvetuDeuda

Dime si ya te pasó: tienes un conocido que le debe a “x” banco y como te puso de referencia, ahora no te dejan de llamar para cobrarte.

O si no, seguro conoces al primo de un amigo que también le debe a “x” tienda departamental y le llaman día y noche, lo amenazan con embargar sus bienes, le dicen que lo van a meter a la cárcel y muchas amenazas más.

¿Que es la cobranza extrajudicial?

A este tipo de hostigamiento se llama cobranza extrajudicial y el año pasado el Diario Oficial de la Federación los cambios hechos en el artículo 248 bis del Código Penal indicó cuáles son las posibles sanciones para aquellos que  lleven a cabo malas prácticas.

La Condusef explica que "se entiende por cobranza extrajudicial ilegal al uso de la violencia verbal o intimidatoria, ejercida personalmente o a través de cualquier otro medio, para requerir el pago de una deuda vencida."

Cobranza extrajudicial, lo que no pueden hacer los despachos:

Amenazar, ofender o intimidar al deudor

Sus familiares, compañeros de trabajo o cualquier otra persona que no tenga relación con la deuda. Otro punto importante es que los despachos no pueden marcarte antes de las 7:00 am o después de las 10:00 pm.

Realizar gestiones de cobro a terceros

Incluidas las referencias personales y beneficiarios, con excepción de deudores solidarios o avales. Esta es súper importante, si la deuda no es tuya, NO TIENES POR QUÉ RESPONDER POR ELLA, a menos que, como ya lo mencioné, hayas firmado como aval o deudor solidario. En esos dos casos pues ni modo, chavo, la deuda de alguna manera también pasa a ser tu responsabilidad.

Enviar documentos que aparenten ser escritos judiciales

No pueden presentarse como representantes de algún órgano jurisdiccional o autoridad. Nadie puede ser encarcelado por una deuda de carácter civil con una institución crediticia como bancos y SOFOMES. Recuerda que tampoco pueden embargarte, esto sólo sucedería si el embargo fuera ordenado por un juez, dentro de un procedimiento del cual debes ser notificado legalmente.

Establecer registros especiales

Distintos a los ya existentes, listas negras, cartelones, o anuncios que hagan del conocimiento del público la negativa de pago de los deudores.

¿Qué es un despacho de cobranza?

El despacho de cobranza actúa como intermediario entre la Entidad Financiera y el Deudor, con el propósito de requerir extrajudicialmente el pago de la deuda, así como, negociar y reestructurar los créditos, préstamos o financiamientos.

queNoPuedenHacerLosDespachosDeCobranza

Las llamadas de cobranza roban la tranquilidad del deudor y de las personas cercanas a él, por eso, a los clientes de Resuelve tu Deuda les ofrecemos orientación que los prepara para enfrentar llamadas y/o visitas de cobranza. Recordemos que la única forma en que las llamadas desaparecerán en su totalidad será liquidando la deuda, así que ¡no lo pienses más! Si estás en esta situación, podemos ayudarte a liquidar.


Pero no solo se queda ahí, pues existe el otro lado de la moneda:

Esto es lo que sí pueden hacer los despachos de cobranza:

 En el Registro de Despachos de Cobranza (REDECO), puedes encontrar cuáles son las empresas que sí están registradas que son intermediarias entre los bancos y deudores. Estas son algunas cosas que sí pueden hacer o deben hacer:

Deben identificarse

Al momento de tener el primer contacto con la persona endeudada, deben presentarse e indicar cuál es el nombre o razón social del despacho donde laboran, al igual que la información adicional para explicar por qué está llamando: cuenta que se cobra, monto adeudado, etc.

Respeto para el deudor

¿Sabías que los despachos de cobranza tienen un código de ética? Es ahí donde se les explica que deben realizar sus operaciones de manera respetuosa y amable.

Convenios por escrito

Si la persona que está realizando la tarea de cobranza ofrece al deudor un acuerdo para que pague menos o cualquier otro trato, deberá estar por escrito para tener prueba de ello.

¿Cómo reportar a un despacho de cobranza? 

Los abusos al cobrar un adeudo se pueden reportar ante la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef). Primero, hay que identificar las malas prácticas que se pueden reportar. Acá, las principales:

  1. Llamadas a deshoras. Esto es que marquen a un número particular fuera de horas laborales.
  2. No identificarse. Es importante que, al realizar la llamada, el cobrador se identifique plenamente con nombre completo y cargo, así como las referencias completas de la compañía que representa.
  3. Cobrar a quien no debe. También debe especificar con claridad a qué tipo de adeudo se refiere y solo dar la información al titular de dicha mora.
  4. Simular supuestas demandas. Una de las peores prácticas en la cobranza es que el ejecutivo amenace con presuntas acciones legales que ha emprendido o que haga insultos respecto a que “le arrebatará” al deudor su patrimonio con un orden judicial. Incluso hay quienes amenazan con cárcel. Sin embargo, en tanto no realice los trámites correspondientes, esas amenazas son infundadas y en dado caso, será la autoridad judicial la encargada de informar al deudor. Nunca un cobrador.  
  5. Hacerse pasar por quien no son. Los agentes de cobranza también suelen fingir ser representantes de juzgados o de instituciones financieras. Ha habido casos de quienes se presentan personalmente en el domicilio del deudor para reclamar el pago en efectivo. Esa práctica es fraudulenta, pues debe siempre mediar una autoridad que dé las suficientes garantías al moroso, quien es cierto tiene responsabilidad por haberse endeudado, pero también tiene derechos que son amparados por la ley.

El Registro de Despachos de una Cobranza (REDECO) es una instancia creada específicamente para denunciar malos tratos en el cobro de una deuda. Los usuarios que quieran presentar una queja deben entrar a su página de internet y llenar un formulario al que podrán dar seguimiento.

Para presentar la queja hay que tener a la mano los siguientes datos:

1. Sector financiero

2. Entidad financiera

3. Tipo de producto

4. Nombre del ejecutivo que realizó la mala práctica de cobranza

5. Razón por la que se queja el moroso

La Condusef regula los despachos de cobranza

La Condusef es una agencia del gobierno mexicano que funciona como defensora de los usuarios de cualquier tipo de servicio financiero. Los deudores de bancos o tiendas departamentales, además de sus responsabilidades como morosos, también tienen derechos que son salvaguardados por el marco jurídico vigente y que son vigilados por esta comisión.

Los despachos de cobranza deben cumplir con dichos ordenamientos y no deben actuar al margen de la ley. Estas oficinas gestoras de reclamar el saldo de una deuda ayudan a los bancos y a otras instituciones financieras a negociar o reestructurar créditos, préstamos o financiamientos de los deudores como intermediadores entre el acreedor y el moroso.

Como regulador, la Condusef ha publicado los lineamientos a los que deben ceñirse estos despachos para realizar sus cobros o reestructurar créditos. Aquí las más relevantes:

  1. Deben documentar ante el deudor cuál fue el acuerdo de pago, negociación o reestructuración de su crédito, préstamo o financiamiento, así como los términos y las condiciones con las que se comprometió a saldar el adeudo.
  2. Deben señalar el importe a pagar. Esto implica desglosar el monto principal, así como los intereses ordinarios, moratorios y cualquier otro costo relacionado con la mora. Además de especificar cómo se finiquita el adeudo o si solo se cubre de manera parcial.
  3. Deben señalar el número de cuenta de la entidad financiera en la que se realizará el pago, con el número correspondiente al crédito a saldar.
  4. Deben identificarse con nombre, denominación o razón social del despacho de cobranza y del gestor asignado a realizar el cobro.
  5. Deben informar sobre su domicilio, número telefónico y nombre de las personas responsables de la cobranza.
  6. Deben dirigirse con respeto hacia los deudores.  

¿Qué son los despachos de cobranza extrajudicial?

Hay que explicar primero que la cobranza extrajudicial se refiere a los mecanismos de los que puede echar mano cualquier acreedor para reclamar el pago de una deuda, sin que medie una orden judicial para hacerlo. Esas acciones pueden ser amistosas y de buena voluntad, pero también las habrá desventajosas e incluso ilegales.  

Cuando se trata de medidas de conciliación, el objetivo será llegar a un acuerdo para liquidar los saldos vencidos, esto para evitar llegar a instancias judiciales, es decir que se requiera el pago con la resolución de un juez. Esto significa que la cobranza extrajudicial es una actividad permitida, como un derecho de los acreedores para reclamar el pago.

Hay que enfatizar que también hay una serie de acciones prohibidas o fuera de la ley, en caso de que el acreedor no respete los derechos del deudor. Es por ello que la cobranza extrajudicial debe apegarse a buenas prácticas, pues en caso de no ocurrir así pueden ser sancionadas hasta con cárcel.

La cobranza extrajudicial puede realizarla la institución financiera directamente o un tercero como ocurre con los despachos de cobranza contratados específicamente para realizar dicha función. En ocasiones, son estos gestores quienes cometen prácticas ilegales que deben ser reportadas.

Soy referencia de un deudor y los despachos de cobranza me buscan. ¿Qué debo hacer?

Los gestores de cobranza solo pueden reclamar el pago a quien contrajo el compromiso. Así que las personas que se ofrecieron como referencia no pueden ser molestadas ni vía telefónica ni en sus domicilios por un adeudo que no les pertenece.

Haber funcionado como referencia no significa en ningún caso que se haya contraído el adeudo de la otra persona. Especialmente porque no se firmó contrato alguno en el que estuvieran acreditados como fiadores o corresponsables del adeudo.  

Es importante que el responsable directo del adeudo identifique cuáles fueron las causas que lo llevaron a dejar de cumplir su responsabilidad y con eso evitar que esa situación se vuelva a presentar. Además de que evitará que terceros involucrados, como aquellos que dieron buenas referencias en su favor, se vean involucrados en un tema que no les concierne.

Aunque, vale anotar que, amigos y familiares de alguien que se vio en una situación de impago también puede aprender de la experiencia de otro. Como reza el dicho: “Cuando veas las barbas de tu vecino cortar, echa las tuyas a remojar”. Es decir que nunca viene mal revisar cómo estamos manejando las finanzas personales.

En caso de aquellos que ya están en apuros, también conviene hacerles como recomendación visitar a una reparadora de crédito, pues son empresas que se han convertido en opciones viables para aquellos deudores que buscan sanear su historial crediticio, a través de un programa de ahorro y así aprender a manejar mejor sus gastos.

Dónde conocer la lista de despachos de cobranza

La Condusef tiene habilitado en el sitio de REDECO toda la información sobre despachos de cobranza en México, así como un directorio actualizado de cuáles son las oficinas autorizadas para realizar este tipo de gestiones.

En caso de que el despacho del que llaman para realizar un cobro no esté registrado en ese listado, hay que denunciarlo. Y aunque sí sea una oficina autorizada, pero que esté incurriendo en malas prácticas, también habrá que reportarlo.

Si es que estás recibiendo las llamadas de cobro y quieres solucionar tu situación, pero no sabes cómo, la recomendación es ponerte en contacto con los especialistas que no sólo te ayudarán a lidiar con los acreedores, sino que te ofrecerán una alternativa para enderezar tu situación financiera, como hacen las reparadoras de crédito.

Las reparadoras son empresas que ofrecen consultoría especializada sobre cómo salir de una situación de impago, por medio de un programa de ahorro que permitirá reunir una cantidad de dinero, en un plazo de tiempo determinado, para poder contar con fondos suficientes que permitirán saldar el compromiso.Este mecanismo es especialmente benéfico para el deudor que aprenderá a manejar mejor sus finanzas personales y eso le evitará caer nuevamente en el sobreendeudamiento.