Finanzas personales

Cómo afrontar la declaración de la renta con deudas

DeclaracionDeLaRenta

El pasado 1 de abril comenzó la campaña de la declaración de la renta respecto al año 2019 y se podrá presentar hasta el 30 de junio de 2020 a través de la Sede Electrónica de la Agencia Tributaria. Este procedimiento administrativo suele ser sencillo, aunque se puede convertir en un problema si no se está bien informado o económicamente preparado para lo que pueda pasar. 

El resultado de la declaración de la renta puede ser negativo o positivo. En el primer caso, Hacienda te devolverá parte de las retenciones que haya efectuado en tu sueldo durante el ejercicio del 2019. Este pago se hará efectivo antes de que termine el año. Si, por el contrario, la declaración de la renta te sale a pagar, serás tú quien deba hacer el ingreso de dinero correspondiente en las arcas públicas. 

¿Qué pasa si la declaración de la renta me sale a pagar?

El pago imputado a tu declaración de la renta se debe comenzar a pagar a principios de julio de 2020 y podrás hacerlo de forma fraccionada, entregando un 60% del importe cuando se dé por aceptada la declaración y el 40% restante antes del 5 de noviembre.

Si no dispones de liquidez suficiente para pagar a la Administración pública, no pidas un préstamo. Una nueva deuda puede suponer una dificultad añadida a tus finanzas y puede provocar grandes problemas económicos a largo plazo.

Si ya has presentado la declaración de la renta y has visto que sale un resultado con signo positivo, lo que significa que te sale a pagar, apresúrate a organizar tu dinero para poder ahorrar lo máximo posible de cara al pago a Hacienda. Aunque se puede aplazar este pago, no es una opción recomendable. Asimismo, si no se hace frente al pago en el tiempo establecido, Hacienda podrá imponer una penalización por impago.

En caso de que ya tuvieses deudas anteriormente se abren dos posibles escenarios que has de saber gestionar, contando siempre con la información suficiente para afrontarlos.

Todo depende de con quién tengas la deuda contraída

Si debes dinero a personas particulares o empresas privadas, y la declaración de la renta te sale a devolver, Hacienda tiene la potestad de embargar ese pago para transferirlo al acreedor, siempre y cuando haya una sentencia judicial que acredite esa deuda y que el acreedor haya notificado al ente público este hecho. 

En el caso de que la deuda sea contraída con la Administración pública, Hacienda podrá embargar la devolución de tu declaración de la renta sin juicio previo.

Si, además de tener deudas, la declaración de la renta te sale a pagar, insistimos en que la planificación financiera es tu mejor opción. Para poder pagar las deudas que tengas contraídas con bancos o empresas de microcrédito, puedes recurrir a Resuelve tu Deuda para que un grupo de expertos asesores te ayuden a saldar tus deudas, pudiendo lograr un descuento en el monto de estas. 

Consejos para hacer la declaración de la renta con éxito

Después de tener las condiciones anteriores en cuenta, te dejamos otros consejos para que tu declaración de la renta no resulte un problema:

  • Este año, como novedad, la titularidad de los bienes inmuebles debe anotarse en un único apartado. 
  • Hay que prestar especial atención a las deducciones fiscales para poder beneficiarse de reducciones por maternidad o por donaciones, entre muchas otras.
  • Otro de los aspectos a tener en cuenta es la posibilidad del ahorro para todos aquellos que tengan su dinero en algún tipo de inversión.