Finanzas personales

Sigue estos consejos para empezar a ahorrar

EmpezarAAhorrar

Ahorrar es algo a lo que cualquier persona aspira a lo largo de su vida. Si bien es cierto que los bajos sueldos hacen de esta una tarea casi imposible en muchos casos. Según los expertos, la recomendación es que ahorres un 20% de tu sueldo mensual. España está a la cola de Europa en lo que ahorro se refiere y es por eso por lo que empezar a ahorrar es muy importante para las familias.

Tener unos ahorros es fundamental, sobre todo para afrontar algunas situaciones como son para cuando vengan una época de "vacas flacas", afrontar gastos imprevistos, como complemento para la jubilación, para tener un monto de dinero disponible para adentrarte en la compra de una vivienda, para el futuro de los hijos o para poderte ir de vacaciones.

Claro, la principal pregunta es cómo empezar a ahorrar. Para poder comenzar a incrementar la cantidad de tus ahorros, a continuación te ofreceremos algunos consejos que deberías tener en cuenta.

Descubrir en qué gastas el dinero

El consejo primordial a la hora de ahorrar es saber cuánto gastas y cuánto ingresas. Existen muchas apps hoy en día para poder organizar estos datos. Una de las más famosas es Fintonic, aunque también existen otras como Monefy, Mint o Wallet. Y si no te fías de utilizar una app, puedes crearte una hoja de cálculo, a la antigua usanza.

Empezar a ahorrar definiendo tu presupuesto con la regla 50/30/20

Como ya hemos dicho, los expertos indican que entre el 20 y el 35% de tu sueldo debe estar destinado al ahorro. Aunque, está claro que cada persona es un mundo y puede que no llegues a poder ahorrar este dinero.

Lo mejor es que tengas en cuenta la técnica del 50/30/20 para así crear tu presupuesto de ahorro. Esta técnica se inspira en tres principios:

  • El 50% de tus ingresos deben ir destinados a necesidades básicas como hipoteca o alimentación.
  • El 30% destinado a cosas que quieres (ocios, vacaciones, hobbies, etc.).
  • El 20% restante irá destinado al ahorro.

Utiliza sobres para poder ahorrar con tu presupuesto

Si crees que te va costar cumplir con tu presupuesto marcado, podrás ayudarte de sobres para así organizar tus gastos de forma eficiente. Tras crear tu presupuesto, deberás repartir tu dinero en diferentes sobres y guardarlos en un lugar seguro. Después, podrás ir cogiendo dinero de cada sobre según lo vayas necesitando.

Regla de los 30 días para empezar a ahorrar

Son numerosos los estudios que han determinado que la mayoría de las compras que hacemos son impulsivas y los zapatos, comida y ropa son las más populares. ¿Quieres evitar este tipo de compras? Entonces debes hacer uso de la Regla de los 30 días siguiendo estos consejos:

  • Si notas la urgencia de comprar algo, para un momento y reflexiona.
  • Cuando pasen unos minutos, anota en un papel lo que querías comprar.
  • Pon este papel en un lugar visible.
  • Usa los siguientes 30 días para reflexionar sobre si realmente necesitas ese producto y lo usarás.
  • Si han pasado los 30 días decides seguir adelante, compra entonces el producto sin sentirte mal.

Siempre planea la lista de la compra

La mayoría de las veces que acudimos al supermercado, solemos acabar comprando cosas innecesarias. Para poder empezar a ahorrar en la compra, antes de ir al supermercado, podrías seguir estos consejos:

  • Hacer una compra semanal.
  • Decidir las comidas que cocinarás para los próximos 6 días.
  • Hacer un menú para cada comida.
  • Anotar todos los ingredientes que necesitarás para comprar.
  • Ir al supermercado y ceñirte a la lista que has elaborado.

Ahorrar en tus facturas

Las facturas más comunes en los hogares son el agua, gas, electricidad y teléfono. El precio de cada una de estas facturas va a depender de lo que tengas contratado y el uso que hagas. 

Si quieres ahorrar en tu factura de teléfono e Internet, puedes llamar a tu compañía para que te bajen la tarifa y evita las permanencias. En cuanto a la factura del gas, podrás ahorrar intentando no usar la calefacción y asegurándote un buen mantenimiento de la calefacción y la caldera. También puedes ahorrar en tu factura del agua duchándote y no bañándote y siempre asegurándote que el lavavajillas o la lavadora están siempre llenos. En electricidad puedes ahorrar pasándote a la tarifa regulada y comprobando que no tienes más potencia contratada de la que necesites.

Y tú, ¿cómo consigues ahorrar mes a mes? ¿Cuáles son las técnicas que sigues para poder ahorrar cada mes?